Saltar al contenido

‘Mulholland Drive’ vuelve a los cines: 20 años después la obra maestra de David Lynch aún resulta inabarcable

octubre 17, 2021
mulholland-drive

Mulholland Drive ha regresado y aunque muchos de nosotros no sepamos de que se trata esta obra maestra, quedaremos más que sorprendidos

Infinidad de títulos de producciones se convirtieron en los más recordados y destacados de todos los tiempos y por supuesto muchos de estos incluso hoy en día son recordados por los más amantes del cine.

Es posible que en algún momento de tu vida hayas visto alguna que otra película que te haya resultado magnífica por todo lo que ha expuesto y hasta la consideres inolvidable, bueno, así hay muchas otras que merecen toda la pena.

Aun cuando hay tantas opciones en el cine algunas que otras suelen destacar más y en esta oportunidad, incluso 20 años más tarde tenemos a “Mullholland Drive” una de las más célebres y recordadas en estos décadas que han pasado.

A veinte años de su estreno queremos recordarte algunos de los aspectos que este filme nos dejó y entonces también recordar un poco también de lo que en aquel 2001 esta producción nos traía a los espectadores.

Recordando a “Mulholland Drive”

mulholland-drive

Este filme que ya tiene 2 décadas de antigüedad es uno de los más populares de todos los tiempos y no ha dejado de ser de los que más gfanáticos suma y es que a pesar que ya tiene historia sigue allí dando de qué hablar.

Entre tantas opciones, “Mulholland Drive” contaba con la participación de Naomi Watts y de Laura Elena Harring quienes hicieron de esta película de David Lynch y Angelo Badalamenti una grandiosa e insuperable producción.

En el 2001 se presentaba en Cannes uno de los festivales más importantes e interesantes de la industria cinematográfica, presentación que luego le valió a Lynch el Premio por la mejor dirección, además de una gran cantidad de espectadores sumergidos en la narrativa tan incoherente que el filme presentaba.

También te puede interesar:’El viaje de sus vidas’: Kelly Preston se despide de la gran pantalla con una blandita tragicomedia de empoderamiento light

Recordamos a dos mujeres, las protagonistas, quienes se mostraban desorientadas en el bulevar de los sueños rotos, confundidas y perdidas, esto dejando una película que más allá de ser ingeniosa resulta hasta imposible de analizarla.

Para la época, Lynche decía que no le gustaba insistir demasiado en el significado de las cosas, por otra parte la actriz Naomi Watts ante las preguntas durante la promoción del filme decía “¿Por qué queréis saberlo todo cuando veis una película? No se puede responder siempre a todo. La magia de su trabajo es que el público es libre para pensar por sí mismo”, y es que así de extraño es este filme que hasta hoy en día recordamos.

Este filme nos lleva a ese estilo noir clásico y es que Lynch suele hacer este tipo de trabajos, aunque es más hacia lo “Neo-noir” ya que refresca al género que para el momento era la tendencia.

Esos trastornos de identidad, reflejos de personalidades desconocidas y el horror en definitiva es algo muy de Lynch y se puede hacer notar de una manera clara y fascinante en este filme que tiene ya 20 años de historia.

Incluso después de todo este tiempo, sigue siendo una de las producciones más recomendadas e incluso Lynch invita a los espectadores a verla, y es que aunque hace 20 años fue una obra maestra, hoy en día con más sabiduría y con mayor hábitos a la narrativa menos simplista quizá te resulte mucho más interesante.